Síguenos:

Therese Matthews y el Alas del Cóndor: Haciendo camino en medio de la pandemia

Autor: Miguel Angel Moya

Fotos: Sello de Raza.

Dueña del criadero habló sobre las cuarentenas, el trabajo con los caballos y la fortuna de criar.

La cuarentena por el Covid-19 ha trastocado las actividades normales de criadores, jinetes, petiseros y todo aquel vinculado al mundo de la crianza, el rodeo, la rienda, y otros deportes y actividades relacionadas con el Caballo. En esa situación también se ha encontrado Therese Matthews, dueña del Criadero Alas del Cóndor y empresaria de turismo ecuestre. En diálogo con Caballoyrodeo.cl comentó cómo ha debido enfrentarla.

"Cuando empezó la cuarentena yo estaba muy preocupada por que no sabía cómo iba a poder preocuparme del petisero, de los trabajadores y de los caballos en mi Criadero. Porque yo siempre hago los traslados de los productos veterinarios, desparasitarlos y todas esas cosas. La primera parte me tocó en Vitacura y me quedé tres semanas encerrada, preocupada de quedarme en casa.  También vino mi mamá a visitarnos en enero y estaba alojando en casa de mi hermana; yo quería verla, pero empezó la pandemia y no podía hacerlo por lo mismo. Era para no correr riesgos, porque mi mamá tiene más de 85 años y el marido de mi hermana no está bien de salud", expresó.

"Luego se levantó la cuarentena y empecé a realizar todo lo relacionado con los antiparasitarios que estábamos atrasados con su aplicación, pero con todas las precauciones, el uso de las mascarillas, de guantes, alcohol gel y todo eso. Y tuve que pedir ayuda, porque no todos los trabajadores podían salir de su casa si donde vivían había cuarentena. Entonces tenía que coordinar qué trabajadores podían ir conmigo o juntarnos en el Criadero para hacer los tratamientos, cuidar los caballos, pasearlos un poco y todo eso", agregó.

"Aparte de criar caballos, yo hago turismo ecuestre, pero esta actividad no la pude seguir realizando, pues no es considerada esencial por las Autoridades Sanitarias. Así que primero me quedé en casa y después cuando pude ir a mi Criadero, realicé las actividades que ya le conté. También quería ir al Sur para ver los caballos que tengo allá, pero tenía mucha preocupación por la situación que se está viviendo en la Novena Región. Finalmente, revisando las noticias, preguntando a la gente que trabaja en la zona, fui investigando a fondo y decidí ir, aprovechando que iba a ir un inspector de la SAGO a revisarlos y filiarlos y yo quería estar presente".

Imagen foto_00000001

Contó que, en el Criadero Santa Isabel, ubicado en el Sur, tiene unos potrillos, agregando: "Muy feliz de haber salido un rato de Santiago, para atender esos caballos que prácticamente no los había visto desde fines de enero. Además, un amigo, Andrés Vega, venía desde Aysén con un par de caballos para mí, que yo quería estar ahí para recibirlos. Y justo coincidió con la visita del inspector de Sago".

"De manera que aproveché de hacer varias cosas a la vez en los pocos días que estuve allá en el Sur.   Fue un muy buen viaje, corto y ya estoy de vuelta en Santiago. Estoy planificando volver la próxima semana por si tengo más trabajo que hacer", acotó.

Haciendo camino en la crianza

Al consultarle qué ejemplares está reproduciendo en su Criadero Alas del Cóndor, contestó: "Estoy mayormente reproduciendo a yeguas que son hijas de Escorpión. La yegua que ha sido como la línea de mi Criadero es Buraleo Almendra, hija del Saleroso en la Frambuesa, una hija de Estribo.  Tengo una cantidad de caballos que han salido de ella, como por ejemplo el Amuleto Suertudo, con quien tengo el récord único en Rienda Internacional, con 74 y medio puntos en la Final Nacional el 2006. Nadie lo ha superado todavía. Y aparte de mi Criadero, tengo otro récord, un segundo más alto puntaje, 74 puntos, que logré en un caballo del Criadero Quimpomay, de Gastón May".

"Entonces, la mayoría de mi crianza parte de la yegua Burileo Almendra; tengo la hija de ella, la Puntillista, una yegua muy linda, hija de la Almendra con Santa Isabel Escorpión. Y ella, a su vez, me ha dado cuatro yeguas que me fascinan. Son dos propias hermanas, hijas de la Puntillista con el Nudo Ciego. Una de ella, la Impresionista, la estoy reproduciendo y su propia hermana, la Perfeccionista, la uso en competencia. Estaba en la Rienda Internacional como Luis Paredes como jinete. Yo por mi espalda no estoy compitiendo hace varios años; no puedo entrenar, pero me entretengo haciendo otras cosas a caballo, como paseos, que es mi otro giro".

"Asimismo, tengo dos hijas de la Puntillista con el Talento, que es la Renacentista, que me está dando crías preciosas. Y la Talentística, que también fue competidora en la Rienda Internacional. En otra línea tengo de dos generaciones más atrás de la Almendra y del Achaparrado. Tengo reproduciendo a una propia hermana del Achaparrado", señaló, mencionando también a crías nacida de hijas del Acero, del Río Quempo (Río Negro).

"Han salido también lindos potros como el Tarifazo, hijo del Talento. Estoy muy feliz con la belleza de mis caballos y podría estar incursionando con ellos en competencias como el Rodeo, si mi espalda puede mejorar. Eso no lo sé, pero podría mejorar", añadió.

Imagen foto_00000016

Potranca de 1 y 1/2 años, hija de Santa Isabel Fantástica y Trapiche Federica

Imagen foto_00000015

Reflexiones sobre la pandemia

A la hora del cierre de esta conversación, envió un mensaje a los que forman parte del ámbito de la crianza y de las actividades relacionadas con el Caballo.

"De todas maneras hay que cuidarse y hay que acordarse de que cuando uno se cuida, está cuidando a los demás a la vez. Eso es muy importante porque es solidario. No sólo está preocupado de uno, sino también de su familia y de personas más allá, como los trabajadores. Se tocan muchas vidas en estos casos; hay que acordarse de que estamos todos juntos en esto y hay que preocuparse. Entonces, hay que tomar todos los resguardos, aunque moleste a veces. Pero estas pequeñas molestias salvan vidas y eso es muy importante", enfatizó.

"Los jinetes, los criadores tienen que preocuparse de los caballos y si tienen en su casa dónde andar a caballo, obviamente sigan adelante, haciendo todos los trabajos que están contemplados realizar. Qué bueno que esas personas lo puedan hacer en su propiedad y no tengan que salir. Pero igual preocúpense de mantener las normas dictadas por el Gobierno y el Ministerio de Salud y estar al tanto de toda la información que se entrega al respecto. Asimismo, es bueno rezar por las personas que están enfermas y Dios quiera que ojalá que sobrevivan a esta pandemia y nos veamos en el futuro", expresó finalmente.

Rodeo Accesos Directos

Criadores Accesos Directos

Desarrolado por Agencia PM Digital